El gobierno estadounidense publica correos sobre 'Rápido y Furioso'

Los mensajes revelan cómo funcionarios de la ATF y del Departamento de Justicia se ponían de acuerdo para responder acusaciones en su contra
Decomiso de armas

El Departamento de Justicia estadounidense entregó este sábado más de 1,000 páginas de correos electrónicos internos en los que funcionarios discuten detalles de la operación Rápido y Furioso, la cual promovió el tráfico ilegal de unas 2,000 armas de ese país a México.

En los mensajes, funcionarios de la Oficina de Alcohol, Tabaco, Armas y Explosivos (ATF), la cual llevó a cabo la operación, se ponen de acuerdo con funcionarios del Departamento de Justicia sobre cómo responder a las explicaciones que exigía en marzo el senador republicado Charles Grassley sobre el tema.

Grassley dijo que la ATF permitió la venta ilegal de cientos de armas y que dos de ellas se habían usado en el tiroteo que mató al agente estadounidense Brian Terry el 10 de diciembre del 2010 en Arizona.

“Esas (acusaciones son las más obsenas posibles, y las más dañinas para la ATF a corto y largo plazo”, escribió el subsecretario adjunto del fiscal general, Jason Weinstein, en un correo electrónico fechado el 2 de febrero.

Agentes de la ATF revelaron en marzo que la operación tenía como finalidad seguir la ruta de las armas para detectar a grandes narcotraficantes.

Según los correos, algunos funcionarios del Departamento de Justicia se mostraron preocupados por consecuencias que podría traer responder de forma dura y detallada a las acusaciones del senador.

La consejera especial Faith Burton consideró prudente hablar solo en persona sobre el tema.

“Si nos embarcamos en una explicación detallada sobre este caso con el personal de Grass (Grassley), seguirán exigiéndonos más y más información”

, dijo a su vez Weinsten en un mensaje dirigido al entonces fiscal de Estados Unidos en Arizona, Dennis Burke.

Burke fue una pieza clave en la coordinación de la operación y hoy está sujeto a una investigación interna de parte del Departamento de Justicia.

El Congreso de Estados Unidos investiga quién o quiénes son responsables de la operación. Hasta ahora ha realizado 17 audiencias, en una de ellas dio su testimonio el fiscal general de EU, Eric Holder, quien deberá testificar nuevamente ante un comité de la Cámara de Representantes el próximo jueves.

Más de 200 mexicanos murieron por las armas involucradas en el operativo Rápido y Furioso, aseguró en octubre pasado el congresista de EU, Darrell Issa.

Buscador

Chatbox
hit
Envía información de tu localidad y será publicada de manera anónima
blogdelnarco@nullhotmail.com

Artículos populares